Los cuatro puntos cardinales son tres: el Norte y el Sur.

martes, 14 de agosto de 2012

La duermevela del grva

...



Los recuerdos son como perros abandonados, vagabundos, nos rodean, nos miran, jadean, aúllan alzando la vista a la luna; querrías ahuyentarlos, pero no se marchan, te lamen ávidamente la mano, y cuando les das la espalda, te muerden... 

Anocheció. Amaneció. Y volvió a anochecer. A nacernos.


Sin comentarios.

Sin maquillaje.

Sin abalorios.

Sin raya al lado.

Sin "potingüeo".

Sin tapujos.

Sin raspas.

Sin agua santificada.

Sin remilgos.

Sin patrañas.

Sin envoltorio.

Sin exfoliación.

Sin comentarios....

...se escucha sola.





Por cierto, las sombras chinescas favorecen el lustre.


Todo queda impregnado desde el barniz del vaivén del barquito de papel, las velas que se quedaron sin cera, el kiwi y sus pelusas que se abren a la carambola más salvajemente tierna, las toallas empapadas en la ladera de aquella piscina de piedras y puzzles infantes, la llesca con atún, emmental fundido y anchoas, los caramelos de besos, las piruletas de lenguetazos, las corotinas con ración doble de limón, los mantelitos siguen aguardado a Little Einstein, las gomas de borrar (6 ???????????¡) el pelo, las voces de los niños protegidas por factor 50, la barca del camastro, el rubor del cine de sábanas blancas, la perra madrugá y el amante despertar.

El zumo de pomelo, la vieja fábrica de fresas, el perfil de la foto y la foto del perfil. La blusita colgada del cuadro, la escalera a la buhardilla del taconeo, las liebres en la pecera y los pájaros roncos.





...


El paseo desnudo, el nudo del grifo, la triada de la rótula y las pinzas de la ropa invisible.


El ajedrez en los railes.

Tanto monta, monta tanto.....

Las toallas en la sartén.

La mustela de bechamel.

Y el suflé on the rocks.

....Parece mentira, pero sólo parece..... que el rosal da higos, y la higuera..... cerezas con huesos de melocotón.

¿ La piel.....?

Mondada a bocaditos blanditos.



...las cucharas de los dedos.

...el plato del vientre.

...el tenedor coletero.

...el suelo mantel.

...el goteo contrachapado.

...el tenedor de una trenza.

...comidameriendacena...

El sofrito y su secreto.

...el delantal de Joe.








Alicia en el país de las maravillas es una ínsula en el redil del café recién molido, hecho, testado.... aullado, untado, sorbito a sorbito....mientras deshago el barco de piratas de playmobil, mientras la manta de la abuela se encoge, todo.... todo.... todo.... absolutamente sigue oliendo, impregnando, acunando....

...lo que en paz se acuna, se aprende, mece y pretende.

Y ahora, sí, ya es de noche.


Germinó. Creció. Aprehendió. Serenó.

En el desierto siempre hubo una fuentepiedra, un vientre, unas gotas de lluvia, incluso un faro y una hoja de laurel.

Llueve el cuadro y la ventana se empapa.

Nos escudriñan ellas... las gotas de agua y las hijas de las piedras.

Si saco la mano me empapo y crezco.

Si la amago me empapo y mengüo.

Incluso había un desierto de olas y mareas... ahora los rizos, las caracolas y las hebras no sólo son buenas noticias, sino que dedales en las nubes.

De cera también se hizo la esperanza.


Renoir era grande y el beso, un grito en la oscuridad.

No puedo evitar tus ojos, lo siento.

Ni quiero.


No sabría respirar sin conjugar el ser y estar.






No hay comentarios:

Publicar un comentario