Los cuatro puntos cardinales son tres: el Norte y el Sur.

lunes, 25 de junio de 2012

Maestro fornido

Fotografía: Liz Weisiger







Éste es un aviso
dirigido a un amigo, caballero,
adiposo
genital, que tuvo
la desgracia, un domingo
en plena misa cantada,
de ser pillado por la autoridad competente
mientras
mostraba entusiasta
a un puñado de muchachas su impoluto micropene.

Te digo pues Braulio Hernández, campeón
de la gimnasia, buscador
de lo imbuscable, que sólo un
ser bien tenaz, poseido
de la fe
consigue tan buen resultado;
dijeron que algo vieron, que
bajo la bola de grasa, un gusano,
una lombriz de guasa e incluso
alguna, hubo una en concreto,
adorable y algo ilusa, que juró ver escupir
a la tan buscada fiera.
Por eso,
te pido hermano,
que andes ya siempre advertido, que
la porra, el grillete y la sirena
nunca entendieron de artistas
y menos de contorsionistas
de generosidad sincera.



Francisco Ferrer Lerín.






















No hay comentarios:

Publicar un comentario